Los artistas son más propensos a sufrir trastorno bipolar

Uno de los datos curiosos que surgen como parte del mundo del entretenimiento y de cada uno de los artistas que se ven involucrados con este sector de la industria, es que son muchos los casos de trastorno bipolar que se registran dentro de esta población. El hecho de ser un genio puede llevar consigo algunos efectos colaterales.

En ese orden de ideas, bien vale la pena resaltar que durante varias generaciones el público se ha enterado en algún momento que un sinfín de músicos, artistas, escritores y poetas han sido diagnosticados con trastorno bipolar y hasta cierto punto se puede pensar que existe una relación entre su profesión y el diagnóstico.

El impacto psicológico trastorno bipolar

Hasta la fecha no han sido muchos los investigadores que se hayan hecho como una pregunta de investigación la relación o el vínculo que se puede tejer entre los trastornos mentales del tipo manía o depresión y la actividad de los artistas, pero ha sido por esa misma razón que de manera popular se piensa en una conexión entre ese diagnóstico y el don de inspirarse o de dejarse llevar por la locura.

De acuerdo con investigaciones recientes sobre el asunto, las cuales se han desarrollado gracias al trabajo de la Universidad de Lancaster en Reino Unido y de la Universidad de Yale en los Estados Unidos, sí que se puede plantear una relación entre la inspiración artística y el desarrollo de un trastorno bipolar, lo que permite entonces que se reafirme esa clásica teoría que las grandes obras de la humanidad han sido muchas veces un fruto de la demencia.

Para plantear esta conclusión se ha tenido en cuenta que las personas con un riesgo alto de sufrir de trastorno bipolar en su momento declaran con cierta regularidad de sufrir de experiencias de éxtasis creativo muy intensas.

Creatividad y cerebro

Ahora bien, para que se comprenda mejor el estudio, lo que se hizo fue varios cuestionarios online a 835 estudiantes universitarios, en donde se los consultaba para determinar su riesgo de ser diagnosticados con un trastorno bipolar y a continuación plantear preguntar en orden de ver su relación con el éxtasis creativo al que ya se ha hecho alusión.

Lo interesante del caso es que los estudiantes con una puntuación mayor en términos de ese éxtasis creativo al que se hace referencia, eran mucho más propensos al desarrollo de un trastorno con estas características.

En definitiva, se ha evidenciado entonces que hay un vínculo entre el trastorno bipolar y los artistas, aunque claro, aún quedan muchas más variables por considerar, para que de esta manera la conclusión adquiera cierta solidez desde el punto de vista de la ciencia en general.